mayo 22, 2024

«La Inmaculada» ni con amenazas se salvó de cárcel.

La Fiscalía General de la Nación demostró que Sebastián Caicedo Castillo, integrante del grupo delincuencial ‘La Inmaculada’, dirigió amenazas de muerte simbólicas en contra de una juez penal municipal, que cumplía transitoriamente funciones de conocimiento en Tuluá (Valle del Cauca).

En una audiencia virtual del 25 de octubre de 2022, este hombre simuló con las manos disparar un arma de fuego.

Posteriormente, en otra conexión del 20 de junio de 2023, hizo la señal de la cruz con los dedos. Los gestos los realizó frente a la cámara, justo en el momento en el que la servidora judicial intervenía.

Un equipo de fiscales de la Seccional Valle del Cauca y del Grupo de Amenazas de la Dirección Especializada contra las Violaciones a los Derechos Humanos estableció que estas actuaciones generaron temor, y obligaron a la víctima y a su familia incrementar las medidas personales de seguridad.

Ante las contundencia de las pruebas en su contra, Caicedo Castillo aceptó su responsabilidad en el delito de amenazas contra defensores de derechos humanos y servidores públicos. En ese sentido, un juez penal de conocimiento lo condenó a seis años y seis meses de prisión.

Actualmente, esta persona permanece privada de la libertad en centro carcelario, en cumplimiento de una condena en su contra por el delito de extorsión agravada.

Esta información se publica por razones de interés general.

Ver vídeo: https://www.facebook.com/share/v/XDJ73PfAhh1ccv7X/?mibextid=WC7FNe

Related Post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *