mayo 22, 2024

Cibercensura a investigaciones periodísticas. Cambio Colombia y FLIP.

Comunicado FLIP

En las últimas tres semanas, el sitio web de Cambio fue víctima de al menos cuatro ciberataques que sacaron su contenido de circulación de manera temporal. La plataforma del medio fue blanco de millones de solicitudes, desde diez países diferentes, para eliminar información de su página principal y, específicamente, una investigación publicada en julio de 2023 sobre Oncocit, una empresa internacional que estaría estafando a pacientes con cáncer.

Se ha comprobado que el uso sistemático de estas herramientas cibernéticas tiene como objetivo censurar las investigaciones que hacen los medios de comunicación.

🧵 Hilo: https://twitter.com/FLIP_org/status/1788572936661598480
💻 Comunicado: https://flip.org.co/pronunciamientos/cambio-es-victima-de-ciberataques-por-investigacion-periodistica

Comunicado oficial

En las últimas tres semanas, el sitio web de Cambiofue víctima de al menos cuatro ciberataques que han sacado su contenido de circulación de manera temporal. La plataforma del medio ha sido blanco de hasta 550 millones de solicitudes, desde diez países diferentes, para eliminar información de su página principal y, específicamente, una investigación publicada en julio de 2023 sobre Oncocit, una empresa internacional que estaría estafando a pacientes con cáncer.

El primer ataque ocurrió el 22 de abril, provocando que la página saliera del aire por casi tres horas. Dos días después, un remitente desconocido envió un correo electrónico con la solicitud expresa de borrar la investigación, adjuntando el enlace respectivo y con la advertencia: “Tomaré acciones en unas horas si no es retirado. Su página saldrá de servicio y luego será borrada”. El 29 de abril, el medio recibió nuevamente cientos de millones de mensajes con la misma solicitud, pero esta vez, y desde una línea internacional, le enviaron una advertencia al WhatsApp personal de la directora comercial del medio, para “eliminar esta noticia de su sitio. A cambio de este favor su sitio volverá a la normalidad”. La comunicación también incluía el enlace de la nota y una captura de pantalla que mostraba el sitio web de Cambio fuera del aire.

Ante lo ocurrido, el medio ha tenido que adquirir servicios de seguridad digital extra y robustecer sus protocolos de ciberseguridad. Sin embargo, los ataques han persistido en menor cantidad e impacto: el 1° y 2 de mayo la página web del medio estuvo suspendida por quince minutos. Federico Gómez Lara, director de Cambio, puso los hechos en conocimiento de la Fiscalía General de la Nación y la Policía, quienes ya adelantan investigaciones por la comisión de delitos cibernéticos.

Se ha comprobado que el uso sistemático de estas herramientas tiene como objetivo censurar las investigaciones que hacen los medios de comunicación. Además pone en duda el ejercicio periodístico que hace el medio y vulnera el derecho que tiene la ciudadanía de conocer y replicar información que puede interesarle, y prevenir la amplificación de delitos, como la presunta estafa de la empresa Oncocit.

Desde la FLIP rechazamos los ataques sistemáticos en contra de Cambio y respaldamos sus labores de investigación y denuncia. En las sociedades democráticas, el ejercicio de investigación y denuncia que hace el periodismo es fundamental para consolidar una ciudadanía informada y crítica.

Sobre eso, la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión ha reconocido que el derecho a la libertad de expresión se ve favorecido cuando los Estados protegen la privacidad de las comunicaciones digitales, así como la confidencialidad, integridad y disponibilidad de los datos y sistemas informáticos. Por eso, es necesario que las indagaciones sean céleres y se identifique y sancione de manera oportuna a los responsables de los ataques, para no seguir poniendo en riesgo el ejercicio informativo y de denuncia que realiza Cambio y, a su vez, respaldar y garantizar la labor investigativa que hacen las y los periodistas.

Así mismo, se deben establecer medidas de protección y de seguridad para las y los integrantes del medio, pues los ataques cibernéticos podrían ser la antesala a otro tipo de agresiones más violentas y restrictivas en ambientes físicos.

Related Post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *